Evaluar en tiempos de pandemia

En Argentina estamos iniciando la cuarta semana de suspensión de clases presenciales y la tercera semana de Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio. La continuidad pedagógica se sostiene según las posibilidades de cada comunidad educativa, y a un mes del cierre de trimestre, es preciso repensar cómo vamos a evaluar para contribuir al aprendizaje de nuestros estudiantes y cómo obtener calificaciones en el proceso.

La literatura correspondiente a la evaluación de los aprendizajes sostiene que es necesario pensar la evaluación junto con las experiencias de aprendizaje que planificamos. Es decir, no es posible pensar en una buena planificación sin considerar cómo se evaluarán y calificarán esos aprendizajes. Me pienso en febrero inmersa en la planificación de mi primera unidad como si estuviese escribiendo un libro, creando una verdadera experiencia de aprendizaje y también pensando en la mejor propuesta para que mis estudiantes muestren que aprendieron. Cuando planifico me siento omnipotente: confío secretamente en que va a salir todo bien. Acepto que tendré que cambiar cosas en el camino. Someto la planificación a la opinión de mis estudiantes para que puedan proponer recorridos según su interés. Creo secuencias alteradas: no todos hacen todo al mismo tiempo. Pienso en una evaluación presencial porque en los ocho años que enseñé, mi realidad fue siempre esa.

Una vez más fui víctima de una situación inesperada: esta vez no pasó dentro de mi aula, ni dentro de la escuela: es un contexto global que me fuerza a cambiar mis modos de llevar adelante esta planificación, y mis modos de evaluar. ¿Cómo evalúo clase a clase el progreso de mis estudiantes sin mirar cómo trabajan? ¿Cómo se que la producción que llega a mis manos es producto del aprendizaje de mis estudiantes? ¿Cómo se que trabajaron en grupo? ¿Cómo recojo calificaciones para cumplir con la nota del trimestre? Son muchas preguntas y pocas certezas, porque esta experiencia hace que todos los días sean un aprendizaje, y cada clase pasada sea un objeto de estudio y reflexión puesta a prueba para construir experiencias futuras.

Cuestionarios online en la mira

Las escuelas que pudieron, migraron sus contenidos presenciales a la virtualidad en una primera instancia, pensando que sólo sería cuestión de semanas antes de volver al aula. Para otras escuelas esto no fue posible, evidenciando la gran brecha digital preexistente. Muchos docentes que empezaron a socializar recursos digitales para su estreno en la virtualidad (ojo que acá me incluyo). En este “revoleo” de recursos 2.0 ( la conceptualización es de Mariana Maggio sobre el revoleo de tareas) entraron en las listas recursos como Quizlet,Kahoot , Plickers y Socrative, herramientas que gamifican los ejercicios del tipo “verdadero y falso”, “memotest”, y “multiple choice”. En algunos casos como Socrative se permite ingresar una respuesta manual más amplia, pero el objetivo es el mismo: hacer pasar una evaluación tradicional y sumativa por un juego, que además es fácil de corregir. Tradicional porque apela a en su mayoría a la memorización para dar las respuestas como correctas y deja afuera muchas otras habilidades, y sumativa porque su objetivo es principalmente sumar notas para el trimestre.

Estos recursos suman cuando se usan para “parar la pelota” y ver qué entendieron de la clase que di ayer. Entiendo también que la memorización y la comprensión son habilidades que vienen generalmente antes que la producción y la creación. Entonces, estos recursos son útiles más que para los estudiantes y para recojer notas, para evaluar nuestras propias clases, tomar los resultados y utilizarlos a favor de la construcción de nuevos recorridos pedagógicos. Con esto, aprendemos nosotros.

Evaluar a los estudiantes

Es importante que a pesar de que no lleve nota, cada actividad sirva para aprender. Si no ofrecemos al menos algún comentario sobre ella, puede transformarse en una simple acción para pasar el tiempo. Por eso, aunque no contemos con el tiempo suficiente para escribir párrafos de devolución, ofrecer una oración que oriente a la mejora del trabajo realizado o que marque una cuestión importante que necesita ser revisada puede hacer que esa actividad haya valido la pena.

Si el tiempo de corregir es escaso, es preciso recurrir a nuestro rol de docentes críticos para evaluar cómo seguir. Es preferente proponer actividades cortas y que la corrección sea viable, antes que proponer guías interminables que se acumulen en una pila que de culpa. Una buena idea es recurrir a las rutinas de pensamiento, consignas cortas que generalmente ponen en juego el pensamiento crítico, que no se van a poder copiar entre estudiantes, e invitan a crear. Un plus: no tenemos que estar corrigiendo siempre la misma respuesta.

Hasta acá todo bien. Ahora, ¿de dónde obtener calificaciones? Es importante que las instancias de recolección de calificaciones sean una oportunidad para que los estudiantes puedan demostrar que aprendieron. Les voy a dar un ejemplo: yo enseño inglés y uno de los principales objetivos de mi materia es que adquieran habilidades para comunicarse en una lengua extranjera. Si opto por un multiple choice para verificar que saben significados de palabras específicas, estoy calificando su habilidad para memorizar. Ahora, si les pido que usen esas palabras en un contexto nuevo, estoy evaluando si pueden usar esas palabras en una situación comunicativa. Cambia mucho, ¿no?.

Si tenemos en cuenta que todos los estudiantes que están aprendiendo virtualmente cuentan al momento de la evaluación con sus dispositivos móviles, acceso a internet, apuntes y bibliografía, nuestro desafío está en construir una evaluación que no signifique solamente abrir la carpeta y copiar la respuesta. Identifiquemos las habilidades más importantes de nuestra materia en el nivel que la estemos dando, y construyamos una instancia en la que los estudiantes demuestren que las adquirieron. Algo que me resulta mucho para escapar a la evaluación memorística es la asignación de roles.

  1. Son historiadores y los convocan de una revista latinoamericana para reportar cómo se vivió la conmemoración del día del veterano y los caidos en la Guerra de Malvinas.
  2. Son investigadores y les piden que realicen X experimento en sus casas y escriban en sus diarios siguiendo el método científico.
  3. Son guías turísticos de la Ciudad de Buenos Aires y los contratan para hacer un recorrido virtual en Inglés.

Estos son ejemplos de evaluaciones que pueden realizarse consultando Internet y otras fuentes, y sin embargo no puede copiarse de ningún lado, resulta en una producción única, y es una oportunidad para que los estudiantes demuestren lo que aprendieron. En estos casos, podemos utilizar rubricas para una corrección transparente, que tenga en cuenta el desarrollo de las habilidades requeridas en la consigna, la utilización de conceptos clave y la apropiación de la teoría para crear sus propias producciones.

Podemos pensar varias instancias de evaluación para obtener calificaciones, distintos agrupamientos, discusión en foros cerrados, trabajos colaborativos y elección de consignas para responder a la heterogeneidad de nuestros estudiantes.

Los docentes también aprendemos

En tiempos de pandemia y virtualidad, los invito a registrar sus clases y a volver a ellas con otra mirada para seguir repensando nuestras prácticas y aprender todos los días de ellas. Tener una mirada crítica sobre nuestras clases y someterlas a evaluación nuestra, de otros colegas, directivos y hasta de los propios estudiantes, contribuye a que cada nueva clase se supere y constituya una mejor experiencia de aprendizaje. De esto, aprendemos todos.

1 Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s